Consejos para evitar el desarrollo de la gingivitis | Martin Villa: Innovación Dental en León
Consejos para evitar la gingivitis

Consejos para evitar el desarrollo de la gingivitis

Si tus encías están inflamadas y sangran, sufres la aparición de llagas y notas mal aliento en la boca, ¡alerta! Muy posiblemente, podrías estar sufriendo gingivitis. La buena noticia es que este problema, si se detecta y se trata a tiempo, es reversible.

La gingivitis es el estadio inicial de la enfermedad periodontal, un grupo de afecciones que dañan las encías y la estructura que da soporte a las piezas dentales. Por lo general, esta situación está causas por la acumulación de placa bacteriana entre los dientes, que, con el tiempo, acaba convirtiéndose en sarro calcificado, dañando las encías.

A la larga, si no se para a tiempo, la gingivitis puede convertirse en periodontitis, afectando a todos los tejidos que dan soporte a la pieza: el ligamento periodontal, el hueso alveolar y el cemento del diente. El problema puede acabar con la pérdida de la pieza dental.

¿Cuáles son las causas principales de la gingivitis?

La gingivitis es una enfermedad de las encías causada por la presencia de bacterias en la boca, que puede deberse a diversas causas:

            – Mala higiene bucodental.

            – Predisposición genética.

            – Algunas enfermedades, como la diabetes o el VIH.

            – El consumo de tabaco y alcohol.

¿Cómo prevenir el desarrollo de la gingivitis?

Mantener una higiene bucodental adecuada es la mejor manera de controlar los niveles de placa bacteriana y, por tanto, de prevenir la gingivitis:

  • Cepilla los dientes durante, al menos, dos minutos después de cada comida. Este cepillado debe realizarse de manera circular y ejerciendo cierta presión sobre la zona de las encías.
  • Utiliza seda dental y un cepillo interproximal para eliminar los restos de comida inaccesibles para el cepillo de dientes.
  • Realiza enjuagues con un colutorio, siguiendo las recomendaciones de tu dentista.
  • Visita a tu dentista de forma periódica y lleva a cabo una higiene dental profesional o profilaxis, como mínimo, una vez al año.  

Otros consejos esenciales son, por ejemplo, dejar de fumar y limitar el consumo de alcohol.

En cuanto a la dieta, consumir alimentos ricos en vitamina D ayuda a evitar la acumulación de bacterias en las encías.

Si pese a todo, la gingivitis aparece, la detección precoz es la manera más sencilla de combatirla. Para ello, te recomendamos acudir a revisiones periódicas en nuestra clínica dental en León. Si tienes dudas con respecto a las patologías periodontales, solo tienes que ponerte en contacto con nosotros.

Autor:

Gestion

Sin comentarios

Comentarios cerrados.